Sorry, you need to enable JavaScript to visit this website.
¿Cómo manejar los nervios en una entrevista de trabajo?

¿Cómo manejar los nervios en una entrevista de trabajo?

 

¡Por fin conseguiste la entrevista de tus sueños! Enviaste tu hoja de vida, el reclutador se puso en contacto contigo y ya tienes fecha y hora para ir a demostrar toda tus experiencias y expectativas en el mundo laboral pero… te preocupa muchísimo que los nervios no te dejen dar lo mejor de ti.

 

¿No has diseñado aún tu CV? ¡Haz click aquí y empieza a crear tu hoja de vida!

 

Lo primero que tienes que saber es que sentirse nervioso es normal y está más que esperado. De acuerdo a la revista Psicología y Mente, esa sensación de inquietud antes de un gran evento, como una entrevista de trabajo, se debe a las expectativas que nosotros mismos nos imponemos que hacen que “nuestro sistema nervioso entre en estado de alerta”.

 

Este estado de alerta, además, se une al intento de “estar al tanto de todo lo que ocurre a nuestro alrededor para maximizar nuestras posibilidades de éxito”.

 

Es por esto que el control de nervios será tu aliado para lograr el mayor de los éxitos y alcanzar tus metas. Laurent Freixe, CEO de Nestlé para las Américas, en una entrevista recalcó este punto: “El entrevistador tiene que ver el brillo en tus ojos, tu motivación, tu pasión. Así que asegúrate de que no estás abrumado por el contexto o por el reto.”

 

¿Quieres escuchar más consejos de parte de Laurent Freixe? ¡Haz click aquí y ve la entrevista completa!

 

¿No sabes por dónde comenzar? Hoy te dejamos 7 tips para lidiar con tus nervios de una manera efectiva:

 

  • Documéntate: los nervios pueden presentarse porque no nos encontramos lo suficientemente seguros y preparados para la entrevista de trabajo. Para combatir esta inseguridad, la Fundación Adecco, una organización que trabaja con la empleabilidad y la diversidad e inclusión en el trabajo, recomienda documentarse al máximo sobre la empresa en la que te estás postulando, haciendo énfasis en la historia, el estilo, la misión, la visión y los valores que la representan.

 

  • Prepárate: si ya has asistido a varias entrevistas de trabajo, estarás al tanto de que existen una serie de preguntas básicas que suelen interesar a los reclutadores. Aquí es donde la preparación se convierte en un elemento clave. La revista Código Nuevo explica que preparar con antelación las respuestas a posibles preguntas te permitirá “estar más seguro de ti mismo y más tranquilo”.

 

Laurent Freixe respalda este punto cuando nos dice que: “es muy importante estar bien preparado, saber cuál es el mensaje que quieres transmitir, pero también tener la capacidad de ir más allá y reflejar tu personalidad durante la entrevista y conectar con el entrevistador.”

 

  • Practica: ya tienes tu investigación previa y has pensado en respuestas para las posibles preguntas que se pueden presentar, ahora solo te queda practicar. Según la revista Forbes, puedes hacerlo acompañado de una persona que puede hacerte las preguntas o, incluso, frente al espejo. La práctica te permitirá darte cuenta de distintos elementos, como movimientos involuntarios en las manos o en tus piernas, si tu voz tiembla al hablar o si utilizas muchas muletillas a la hora de expresarte.

 

  • Reduce los factores de estrés: en el día a día hay muchas cosas que no podemos controlar. No obstante, sí podemos reducir el impacto que ciertos factores externos tienen sobre nuestra vida. La bolsa de trabajo OCC recomienda anticiparte a situaciones de tráfico o retraso del transporte público, saliendo con suficiente tiempo de tu casa, para que así te asegures de que llegarás a tiempo. Asimismo, aconseja “evitar sustancias estimulantes como la cafeína y la teobromina”, pues suelen tener un efecto de alteración que podría empeorar tus nervios.

 

  • Planifica tu vestimenta: un elemento que suele estresar a muchas personas es la ropa que usarán para su entrevista de trabajo. Resume Coach sugiere escoger tu vestimenta con al menos un día de antelación, pues así “evitarás apuros de último minuto”. Con respecto al tipo de ropa, lo más recomendado es piezas que te hagan sentir cómodo y seguro de ti mismo.

 

  • Descansa la noche antes: si asistes a tu entrevista de trabajo con pocas horas de sueño, a tu cuerpo se le dificultará estar atento y no rendirá de la manera más óptima. Es por esto que el portal Universia argumenta que dormir las horas adecuadas para tu edad te permitirán “estar más fresco y concentrado para responder a las preguntas” y actividades que se puedan presentar.

 

  • Haz ejercicios de respiración: el Robert Walters Group explica que cuando nos estresamos, nuestro patrón de respiración cambia: “la respiración es superficial y el ritmo cardíaco aumenta”. Aquí es donde los ejercicios de respiración pueden ser útiles, una práctica que suele funcionar es inhalar y exhalar de manera lenta hasta que sientas que tu ritmo cardíaco vuelve a la normalidad.

 

Después de aplicar estos tips es importante que recuerdes que lo más importante es siempre ser tu mismo y mostrar de manera auténtica quién eres, cuáles son tus metas y qué puedes aportar a tu equipo de trabajo.

 

A continuación, te dejamos una infografía para que tengas a la mano estos tips y, ¡te deseamos mucho éxito en tu entrevista y en tu futuro profesional!

 

¿Quieres saber más sobre cómo prepararte para tu entrevista de trabajo? ¡No te pierdas nuestro e-learning Entrevista de trabajo: triunfa en tu primer encuentro laboral!